Ayer 3500 km, hoy casi 9000...

Aunque físicamente nunca hemos estado juntos, desde aquella noche en que nos conocimos, Jhon Alexander y yo hemos compartido más de lo que comparto con muchas de las personas que están a mi alrededor. Él en Colombia, en México yo, y una de las amistades más satisfactorias y plenas que he tenido. Hoy, Aleksito se encuentra geográficamente más lejos, pues pasará una temporada en Londres.
Y me resta solo desearte lo mejor, estaré pendiente de ti, como siempre ha sido. Éxito en tu nueva empresa, te deseo lo mejor de lo mejor, y espero pronto saber de ti y de tu vida, de tus amores y tus desgracias, jajajaja. El terremoto bogotano ha llegado a Londres...
TKM