2009... estuvo bueno...

Estoy en el punto en que hablar del 2009 es pensar en cosas no muy agradables: una crisis económica, la influenza, la violencia en el país...
Pero no. No es un año malo, a pesar de todo lo ocurrido. Simplemente, un año lleno de cambios, muchos más que los anteriores. Tal y como lo mencioné hace días en Facebook, nada ha terminado de la forma que comenzó.
Este año no haré un recuento. No me gustaría dejar fuera algo, o darle más importancia a otras cosas.
El año se acaba, y aunque tal vez sea un cambio de calendario, si es la oportunidad de corregir errores, de iniciar cosas nuevas, de arreglar esos pendientes que aquejan, de seguir caminando por las metas.
Así, a pesar de tantas cosas... este 2009 estuvo bueno...
Feliz y productivo año nuevo a todos.