Nunca confundas un deseo con una certeza.

Nunca confundas un deseo con una certeza.